sábado, 9 de octubre de 2010

Siéntate y espera.

¿Y se supone que tienes que aguantar y seguir de pie cuando estás echa polvo por dentro?
Hay veces que cuesta mucho aparentar, veces que olvidas tu filosofia de ser felíz y te hundes, dejas de pensar que todo es bonito, porque en realidad no todo puede ser bonito. Siempre habrá algo que no sea como tú quieres, aunque algunas veces aún así seguimos con ello siendo felices. Pero cuando se te juntan una cosa detrás de otra, y tienes una de esas temporadas que nada es como tú quisieras que fuera, entonces... ¿qué? ¿tiras la toalla? ¿sigues de pie? ¿aguantas? ¿pasas de todo? ¿qué hacer cuando estás en una situación en la que no puedes hacer absolutamente NADA? Ni siquiera contarselo a alguien para que te ayuden, simplemente porque no puedes hablar, no puedes decir nada a nadie, y te lo comes tú todo, te lo tragas tú sola, te ves demasiado pequeña dentro de esta situación... No sé nada, no se qué voy a hacer porque sí, yo tengo una de esas situaciones y... os lo puedo asegurar, me juego mucho, demasiado diría yo, aunque ahora de momento sóllo me pueda sentar a esparar, mientras me rebiento por dentro. Porque otra cosa no puedo hacer.
-Siempre estaré aquí, SIEMPRE-


Carla#

1 comentario:

  1. Gemeee, bonito texto y la verdad yo tengo una situacion un poco parecida, solo que si puedo contar con alguien aunque no sirva de mucho porque no puede ayudar nada ni nadie.. solo el tiempo y la verdad que esperar.. cansa.. :(
    TE QUIERO!
    y SUERTE :)

    ResponderEliminar